Renio

El Renio posee un alto nivel de resistencia y al mismo tiempo una extraordinaria capacidad de maleabilidad. Lo que le permite conservarse rígido y estable incluso, cuando es sometido a entornos extremos, condición que es transferida a las aleaciones donde es agregado. Aprende sobre su descubrimiento, propiedades y la utilidad que facilita este componente en varios sectores.

¿Qué es el Renio?

Es un componente metálico de transición que destaca por su dureza, pero sobre todo a causa de las propiedades inusuales que presenta. Entre ellas sus elevados puntos de fusión y ebullición, el cual supera al resto de los elementos.  

Símbolo del Renio

Re
La designación que recibe el Renio proviene del vocablo Rheus en latín. Término que utilizaban los romanos para referirse al Río Rin, el más extenso de toda Alemania. Ya que fue en las cercanías de sus aguas donde se descubrió este metal en 1925.  

Características del Renio 

Es identificado como un metal capaz de conducir la electricidad y el calor de manera eficaz. Por otro lado, la gran flexibilidad con la que cuenta le permite ser enrollado o arqueado con suma facilidad y sin romperse. Conoce otras características:

  • Estado: Sólido, bastante denso y resistente. 
  • Color: En su forma natural tiene un característico centelleo metálico y ostenta cierto tono blanco platinado. En algunos casos pueden apreciarse más oscuro.   
  • Solubilidad: Algunos de sus compuestos como sales, haluros y perrenatos resultan ser solubles en agua.
  • Toxicidad: Unos compuestos producidos por este metal son de nocividad aguda para algunos animales. Además, provoca óxidos volátiles e inflamables, mientras que otros muestran baja peligrosidad. 
  • Reactividad: En el aspecto químico es lo suficientemente estable, sin embargo, termina oxidándose a temperaturas muy calientes. De igual modo, es atacado con el uso de ácido nítrico y sulfúrico 
  • Radiactividad: Baja, aunque algunas veces genera emisión de partículas o átomos alfa y rayos X.  
  • Estructura: Su disposición cristalina es de forma hexagonal.
  • Composición: La cantidad total de electrones y protones es de 75. 

Propiedades químicas y físicas del Renio

  1. Número atómico: 75
  2. Período: 6
  3. Bloque: D
  4. Grupo: 7
  5. Radio covalente (Å): 159 pm
  6. Densidad: 21,0 kg/m³
  7. Punto de ebullición: 5596° C 
  8. Punto de fusión: 3186° C 
  9. Radio atómico: 188 
  10. Radio medio: 135 pm
  11. Electronegatividad: 1,9
  12. Calor específico: 137 J/ (kg· K)
  13. Configuración electrónica: [Xe]4f145d56s2
  14. Masa atómica (g/mol): 186.207 u
  15. Conductividad térmica: 47,9 W/ (m· K)
  16. Conductividad eléctrica: 5,42 × 106 m-1·Ω-1
  17. Primer potencial de ionización eV: 7,94
  18. Electrones por capa: 2, 8, 18, 32, 13, 2
  19. Estado de oxidación: 6, 4, 2, -2
  20. Óxido: Levemente ácido 

Origen del Renio

Dimitri Mendeleyev fue el primer individuo en sospechar sobre la existencia del Renio. Aunque estuvo cerca de descubrirlo, luego llegó a la conclusión errónea de que se trataba de un derivado del manganeso. Años después, en 1925, surge una publicación realizada por el químico experto Otto Berg y un matrimonio de científicos conformado por Ida y Walter Noddack.

Esta publicación explicaba su reciente descubrimiento, habían detectado al elemento Renio entre unos cuantos minerales, llamados Columbita, Wolframita y Tantalita. El lugar donde el hallazgo se produjo fue en las inmediaciones del Río Rin, situado en su país natal, Alemania.    

¿Para qué sirve el Renio?

Durante 1968 se evaluó que alrededor del 75% de las extracciones de este metaloide realizadas en EE. UU. fueron utilizadas en aleaciones para metales refractarios. A partir de aquella época hasta la actualidad los usos del Renio han aumentado:

  • Es útil para la fabricación de joyas, flashes fotográficos, asimismo, en la producción de variedad de plumines estilográficos.  
  • Mejora las propiedades del Molibdeno cuando es usado como aditivo en aleaciones. A su vez, se utilizan en la fabricación de medidores de iones y en especial para la creación de filamentos espectrográficos de masas. 
  • En la industria química funciona como catalizador, eficiente en los procesos de hidrogenación, deshidrogenación y hasta para el hidrocraqueo.   
  • Debido a que es resistente a la corrosión y en parte al desgaste, se emplea con confianza en contactos y piezas eléctricas.
  • Es usado por el sector petrolero para la catálisis del Platino, como resultado, es posible elaborar gasolina libre de Plomo y de elevado octanaje. 
  • Las superaleaciones efectuadas con el Renio propician la elaboración de múltiples aspas de turbinas de gas industrial, así como las de motores de aeroplanos. 

¿Dónde se encuentra el Renio?  

Los yacimientos donde puede encontrarse en mayor cantidad están dispuestos en Asia y América, concretamente en Kazajistán y Chile. Ahora, sus principales minas son la Molibdenita y la Gadolinita, aunque también se hallan en Columbita, Tantalita y otras. 

Con todo, es un metal poco habitual, pues no abunda en la corteza de la tierra y tampoco se consigue en estado elemental. Más bien, suele obtenerse del polvo o partículas que son liberadas en los fundidores de Molibdeno. 

En conclusión, el elemento Renio fue descubierto en el período de 1925 y desde entonces se ha utilizado en la industria petrolera, metalúrgica y aeronáutica. Gracias a su gran densidad, maleabilidad y resistencia al calor, lo convierten en un metal idóneo para tales usos.

Otros elementos de la tabla periódica: