Gases

¿Sabías que el hidrógeno es el gas más liviano y explosivo del planeta? Los gases forman parte de lo que se conoce como estados de la materia y es una de las fases en las que se encuentran muchos elementos químicos. A pesar de que han sido estudiados durante siglos, todavía es mucho lo que queda por aprender. En este post, conoce de cerca esta etapa de los materiales y déjate sorprender.

¿Qué son los gases?

Se conoce como gas o gases a un estado de la materia formado principalmente por moléculas que no se encuentran unidas. Se caracterizan por estar expandidas y por no tener fuerza de atracción, de allí que no tenga volumen o forma definida. En este estado, las partículas que forman el elemento se encuentran dispersas debido a que no poseen cohesión en sus átomos.

El término gas fue acuñado en el año 1650 por el químico J.B. Van Helmont, la cual es una derivación de la palabra griega caos. Su densidad es más reducida que las del estado líquido o sólido y las fuerzas de atracción son insignificantes. Debido a la forma en cómo se presentan, las moléculas en un gas muestran poca respuesta a la gravedad y ocupan mucho más espacio.

Principales características

Una de las características de los gases que más se destaca es el hecho de poseer una cohesión casi nula, lo que incrementa la capacidad para ser comprimidos. De esta manera, puede ser transformado para su transporte y uso en la industria. Otros aspectos destacados son:

  • En este estado de la materia, la energía de separación entre las moléculas supera la de atracción. Por ello, se puede decir que las partículas de sólido y líquido son mucho más reducidas.
  • Las partículas que lo conforman están en constante movimiento y no llevan orden. Estos no tienen forma y ante una alteración, las partículas cambian de dirección y velocidad, incrementando su volumen.
  • Al carecer de forma y volumen definido, los gases cuentan con la particularidad de extenderse en cualquier espacio hasta llenar por completo cualquier área. Por ello, se puede decir que es uno de los estados más caóticos que existen.
  • Existen distintos tipos de gases las cuales varían según su naturaleza química. Dentro de la clasificación se pueden encontrar los combustibles e inflamables, los corrosivos, comburentes, tóxicos, inertes y los ideales.

Según su comportamiento descrito en la ley de gases ideales pueden comprenderse algunas uniones. Un ejemplo de ello es la ley de Boyle, Ley de Gay-Lussac, ley de Avogadro, entre otras.

Propiedades de los gases

Los gases es un estado de la materia caracterizado por la presencia de caos y ocupa todo el lugar por la ausencia de cohesión entre sus partículas. Esta particularidad le confiere algunas propiedades físicas o químicas, de las cuales se pueden mencionar:

  • Son intangibles, inodoros e incoloros. La mayoría de los gases no se pueden tocar, pues son transparentes, carecen de olor y sabor. Sin embargo, existen algunas excepciones.
  • Poseen un elevado nivel de fluidez. Esta cualidad química describe el hecho de que pueden pasar de un recipiente a otro sin ningún inconveniente ya que no cuentan con fricción.
  • Son solubles y al igual que algunos sólidos estos se pueden disolver en algunos líquidos o en agua. Además, son fácilmente comprensibles, ya que las moléculas se estrechan entre sí.
  • La naturaleza química de los gases puede variar considerablemente según la reactividad de los elementos que lo componen. Por ello, se pueden encontrar gases corrosivos, inflamables y tóxicos.

Ejemplos de gases

Para nadie es un secreto que los gases forman parte de la vida diaria, por lo que algunos se pueden percibir de forma sencilla. Algunos ejemplos que permiten su rápida identificación son:

  • Las emisiones generadas por los vehículos que funcionan con combustibles generan gases de olor fuerte y en ocasiones pueden tener color.
  • El dióxido de carbono que se le añade a las bebidas gaseosas.
  • Los globos inflados con gas helio, que le permite ascender pues es muy ligero.
  • El gas usado para la cocina y el que se genera como resultado de quemar cualquier material.

En conclusión, los gases forman parte del estado de agregación de la materia, complementando el líquido, sólido y plasmático. Se pueden percibir en distintas áreas de las actividades diarias y existen distintos tipos de estos.